Risotto verde de guisantes, habitas y menta

[one_third]Ingredientes (para 4 personas):

  • 2 cebollas
  • 100 gr de habitas baby crudas
  • 100 gr de guisantes frescos
  • 1 ramillete de menta fresca
  • ½ zanahoria
  • 1 vaso de vino blanco seco
  • 350 gr de arroz carnaroli
  • 1 L de caldo de verduras
  • Sal y pimenta balnca
  • 3 cucharadas de mantequilla
  • 4 láminas de panceta ahumada o bacon [/one_third][two_third_last]Elaboración:

Empezaremos poniendo dos cucharadas de mantequilla en una olla al fuego. Le añadimos las cebollas muy picadas y la cocinamos a fuego suave durante 40 minutos, sin dejar que tome color. Le sumamos la zanahoria rallada y dejamos cocinar unos minutos más.

Sumamos la mitad de las habitas y de los guisantes al sofrito y rehogamos 4 minutos. Volcamos el arroz y removemos, provocando que el aceite envuelva los granos. Subimos el fuego y añadimos el vino blanco. Dejamos que el alcohol se evapore, removiendo constantemente.

Añadimos el caldo de verduras caliente, cucharon a cucharon, hasta cubrir el arroz. Iremos removiendo el arroz, mientras se cocina a fuego medio durante 15’ y añadiendo caldo caliente cada vez que quede un poco seco. Salpimentamos a gusto.

Trituramos el resto de guisantes y habitas con unas hojas de menta, albahaca y perifollo, hasta obtener una pastina verde. Si es preciso nos ayudamos de un poco de caldo para que sea más fácil.

Agregamos las hojas trituradas cuando llevemos unos 12 minutos de cocción y dejamos que se acabe de cocinar, removiendo para que no se pegue, y sin dejarlo demasiado pasado.

Para acabar el risotto y si queremos ‘mantecarlo’ un poco más, le añadimos la última cucharada de mantequilla y unas hojas de menta fresca.

[/two_third_last]

¿Quieres aprender a realizar éstas y más recetas? Apúntate a alguno de nuestros cursos de cocina

© Agencia de stock PantherMedia  / fanfon

[/divider][divider] [/divider]

Acerca de Dani

Descubrí el buen comer tarde, demasiado tarde. Todo provocado por el capricho de un niño que solo comía lo que conocía. En los últimos años he querido recuperar el tiempo perdido, asistiendo a todas las comilonas que mi madre prepara (como pude llegar a perderme eso!!!), sin parar de investigar restaurantes, sin cansarme de experimentar y dejarme llevar por lo que la gastronomía me hace sentir.

Ver todas las entradas de Dani →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.